jueves. 29.02.2024

Cambios en la cúpula, compra de armas no letales y carpetas psiquiátricas

En una conferencia de prensa realizada en la Comisaría local, el Secretario de Seguridad, Darío Ciminelli, presentó formalmente al subcomisario José Maria Monserrat, quien se hizo cargo de Estación Comunal luego de que el excomisario Sebastián Rozza renunciara tras prestar declaración ante la Justicia Federal por la causa de narcotráfico que involucra a la Comisaría de Chacabuco. El Director de Seguridad José De Paolo intervino en la rueda de prensa para decir “la Justicia probó que fueron dos los responsables que están desafectados de la policía y procesados, y tendrán que dar explicaciones. No metamos a todos los policías en la misma bolsa”. Además, indicó que después de ese episodio “hubo muchas bajas por carpeta psiquiátrica”. Además comunicaron que el Gobierno tiene previsto adquirir armas no letales para dotas a las patrullas urbanas. 

Captura de pantalla 2023-06-01 a las 6.35.14 p.m.

El Secretario de Seguridad, Darío Ciminelli, inició la conferencia de prensa y agradeció el trabajo “el trabajo y compromiso” con el que se desempeñó el comisario interino Diego Matias Florance, quien debió asumir por un corto período de tiempo, luego de que excomisario Sebastián Rozza renunciara tras prestar declaración ante la Justicia Federal. 

“Lo verán trabajando en las calles de nuestra ciudad al subcomisario Monserrat, que tiene amplia trayectoria y experiencia en la policía bonaerense”, aseguró el funcionario. Además, indicó que junto a Jose Luis Depaolo, recientemente designado como Director de Seguridad del Municipio, “hemos conformado un nuevo equipo que va a dejar todo para que Chacabuco sea una ciudad más segura”. 

Monserrat es oriundo de la ciudad de Arenales y se desempeña hace más de veinte años en las fuerzas. Su último destino fue Alem, Vedia, donde estuvo de segundo jefe y jefe de 

subdependencia. Fue comisario del Destacamento Baigorrita, prestó funciones en la Estación de Policía Comunal Los Toldos y antes de ello en el Comando Patrullas de la ciudad de Junín. Ayer, el superintendente de zona, comisario mayor Gustavo Montañez, se acercó a la ciudad para “ponerlo en ejercicio del cargo”. 

 

“No metamos a todos los policías en la misma bolsa”

Consultado por los objetivos y desafíos en su nuevo cargo, Monserrat aseguró que pretende “llevar tranquilidad a la gente, trabajar mancomunadamente con los distintos organismos, ya sea el poder judicial, el poder político, y la misma sociedad por estas cuestiones que están pasando en el distrito, y con todo lo que esté a mi alcance, apoyar a toda la gestión”. 

Sobre el aumento de los hechos delictivos que se dieron en los últimos meses, el nuevo Jefe de la Policía Comunal aseguró que está “en proceso de tomar conocimiento de las problemáticas y trabajarlas”, y que en cuanto a recursos humanos y móviles, la Comisaría “está bien, con los recursos suficientes”, aunque “siempre falta un poquito más”.

Consultado respecto a lo sucedido con el excomisario Rozza, indicó que “está en conocimiento” y que “cuando me lo propusieron acepté, y puede ser que sea un desafío pero tengo todas las ganas de seguir adelante”. 

En ese momento, De Paolo intervino para meterse en la situación procesal de los uniformados y dijo “la Justicia probó que fueron dos los responsables que están desafectados de la policía y procesados, que tendrán que dar explicaciones y el comisario a cargo de la dependencia fue puesto ante la Justicia” y apuntó: “No metamos a todos los policías en la misma bolsa, hay muchos que son honestos, el 90%”. Además, confesó que después de ese hecho hubo muchas bajas por carpeta psiquiátrica, “porque le afectó al personal policial de baja jerarquía un montón, estamos tratando de recuperarlos ahora”. 

 

“Sabemos quiénes son los que delinquen”

En otro momento de la rueda de prensa, también se habló de la problemática de inseguridad y Ciminelli apuntó contra la “falta de determinación” del Gobierno nacional y provincial: “En Chacabuco hoy la inseguridad tiene nombre y apellido, muchas veces sabemos quiénes son los que delinquen, cada hecho de inseguridad tiene un perfil de delincuente, pero también es necesario tener la determinación de un Gobierno nacional y provincial que firmemente quiera luchar contra la inseguridad, porque solamente la policía desde el ámbito local no puede resolver una problemática que está aquejando a todo un país”. 

En ese sentido, indicó que “en las últimas décadas y durante Gobiernos anteriores también, mucha gente se vino a asentar en Chacabuco, y hoy hay muchos ciudadanos que no conocemos, no sabemos si nacieron acá, si están de paseo o visita, la ciudad ha crecido y cuando una ciudad crece demográficamente, crecen también los problemas”. 

En ese momento destacó la sanción de la ordenanza que propone establecer un registro de residentes que permita identificar a las personas que no son de la ciudad, y aseguró “Tenemos la decisión de trabajar, nosotros no miramos para el otro lado. Estamos del lado de los que están vestidos de azul, no del lado de los delincuentes”. 

A tono con los discursos de la dirigencia PRO, el Municipio tiene previsto adquirir “armas no letales para reducir a los delincuentes” para dotar a las patrullas urbanas. Ciminelli aseguró que por ahora se trabaja en la parte presupuestaria y que se trata de pistolas que “disparan cápsulas de gas pimienta que lo que hacen es permitir reducir sin generar daños colaterales”. 

Cambios en la cúpula, compra de armas no letales y carpetas psiquiátricas