• 20:31
  • jueves, 26 de mayo de 2022

“Estamos reteniendo muchas motos”

Juan Flores se desempeña como subsecretario del área de Tránsito desde el 4 de enero. En una entrevista con Cuatro Palabras, el subdirector hace un balance de lo trabajado hasta el momento y analiza la realidad del tránsito chacabuquense actual.

“Estamos reteniendo muchas motos”

Flores es entrerriano de nacimiento y militar retirado. Llegó al cargo con un perfil muy parecido al del ex secretario de Seguridad, Marcelo Loyola, con un importante grado de presencia directa en el territorio. Le tocó enfrentar una situación crítica, donde los motopibes y los inspectores municipales protagonizaban peligrosas persecuciones que en ocasiones generaron accidentes o directamente feroces enfrentamientos. Una vez afianzado en el área, intentó  a partir de un trabajo articulado de su personal con el de Policía Comunal, alternar la persuasión con los operativos cerrojos en los que se secuestran vehículos en infracción. 

 

Más frío, menos motos

El tema más urticante del tránsito local tiene como protagonistas a los motociclistas, y sobre todo a quienes hemos dado en llamar los “motopibes”. Con un ritmo rasante, las motos surcan nuestras avenidas haciendo sonar escapes libres que rompen todo reglamento y alteran la tranquilidad de vecinos y vecinas. Por otra parte, las reuniones masivas en plazas o a la orilla de la ruta, participando en peligrosas picadas o circulando literalmente sobre veredas de plazas y cruzando en rojo o en contramano, se transformaron en una postal del verano 2022. La llegada del frío dio un respiro a los inspectores. Al respecto, Flores remarcó que “se ha disminuido considerablemente el uso de las motocicletas en horario nocturno debido a las bajas temperaturas. Pero también esto obedece al trabajo que venimos realizando reteniendo muchísimas motos, en una labor de prevención. Esto se vio con el operativo en la zona de caños, donde se juntaban gran cantidad de motos y autos. Además, pudimos acceder a hablar con los padres de los jóvenes que allí asistían, para persuadirlos de la peligrosidad de esas reuniones y de que cambiaran sus escapes libres por los reglamentarios”, afirmó Flores. 

 

Cero persecución

Por otra parte, la autoridad de Tránsito se expresó respecto a si se debe o no perseguir a las motos que esquivan operativos. “Nosotros no perseguimos porque tratamos de evitar los accidentes, por eso perseguirlos empeora la situación. Sí se retienen vehículos en los controles. También si encontramos una moto sin patente y sin luz y está parada, el móvil en flagrancia detiene el vehículo y lo secuestra. Si se le pide la documentación y no la tiene, ya es motivo de retención. 

 

“Sonría, lo estamos filmando”

Ha sido motivo de polémica y álgidos reclamos por parte de vecinos el trato que pudieron haber recibido en algún control u operativo por parte de los inspectores de Tránsito. En algunos casos hasta se ha denunciado que golpeaban a los vecinos e incluso perseguían y pegaban patadas a motociclistas que eludían algún control. Para evitar controversias, Flores relató que “hemos incorporado cámaras deportivas en los chalecos del personal de Tránsito que tiene la doble finalidad de controlar el trabajo del personal y a la vez garantizar su seguridad. Son para cuidar al vecino, que el vecino sepa que el inspector tiene que obrar como corresponde, como manda la ley y a su vez tiene una prueba fehaciente de cómo se realizó el operativo. Captan un gran ángulo de filmación y graban el sonido de lo que se habla. Habíamos tenido muchas quejas del trato del personal a los vecinos, bueno, damos un paso de calidad y tenemos la filmación que la ofrecemos a toda la sociedad que necesite verla. 

 

Alcohol al volante 

Otro triste tópico que atraviesa la realidad del tránsito chacabuquense son el de aquellos vecinos que deciden asumir el control de sus vehículos bajo los efectos del alcohol. Sobre esto, Flores reconoce que “se está realizando un proyecto de Ordenanza impulsado por el Ejecutivo para llevar a 0 el nivel de tolerancia alcohólica a los conductores de cualquier vehículo”. Este proyecto está en consonancia con un proyecto de ley de la Legislatura provincial, que propone lo mismo. “Aplaudimos que Provincia esté trabajando en el mismo sentido”, resaltó Flores. 

 

Peligro, caballos sueltos

“Fui militar de Caballería, conozco de caballos”, comienza diciendo el militar retirado Flores, al referirse al flagelo de los caballos sueltos que lejos de los cuidados y la supervisión de sus propietarios, andan libremente por el casco urbano. “Estamos secuestrando muchos, tenemos un predio actualmente y estamos programando trasladarlo a otro lugar más amplio. Llamo a la responsabilidad de los propietarios, al momento del secuestro nadie es dueño, pero a los días aparece su propietario a reclamar el animal aduciendo que no se había dado cuenta. En el acceso Hipólito Yrigoyen se sueltan animales permanentemente y esto es un peligro para el vecino que circula”, expresó 

 

Pibes a caballo en el centro

Otra de las tendencias actuales es la de jóvenes que se vuelcan al caballo como alternativa de transporte, en lugar de la moto. Sobre esto, Flores planteó que “me gusta la tradición del caballo y tengo aprecio por el animal, pero una cosa era la época en que todos andaban a caballo y otra es la actual, con tantos vehículos circulando. No se puede andar por el centro, las plazas y las calles a caballo, nos han llamado porque varias veces andan chicos y al interpelarlos salen a contramano, pudiendo accidentarse. También andar sin herraje en el cemento lastima al animal, hay animales que tienen vasos muy grandes y al andar en el asfalto hace que se les partan, es un maltrato, se arruinan los tendones y el animal sufre”, finalizó.