• 01:32
  • miércoles, 28 de septiembre de 2022

Emotiva despedida a Leonardo Ponzio

Anoche en el Monumental se vivió una emotiva fiesta para despedir al “Capitán Eterno” de River, un partido homenaje para uno de los grandes ídolos de la institución, que defendió la camiseta durante mas de 350 partidos y se adjudicó 17 títulos, siendo el jugador más ganador de la historia del “Millonario”. Hubo de todo, golazo de Enzo Francescoli, Enzo Pérez volvió al arco y hasta Ponzio se animó a ponerse los guantes.

 

Emotiva despedida a Leonardo Ponzio

En un Monumental casi repleto, Leonardo Ponzio tuvo su partido de despedida después de alejarse del fútbol profesional a finales del año 2021 y fue una fiesta, con invitados de lujo, entre glorias de River, de otros deportes y amigos.

"Gracias por venir a compartir esta noche conmigo. Gracias, muchachos. Ustedes saben que me pusieron en este lugar y me dieron el valor de que a una persona es lo mejor que le puede pasar y es el valor humano. Gracias a mi familia. Soy adoptado en esta casa (surgió en Newell's) . No sé qué decir porque tengo mucha emoción. No sé cómo explicarlo porque no tiene explicación. Hay cosas que a uno lo superan y esto lo superó todo: Muchas gracias en serio", fueron las primeras palabras que tuvo Ponzio, cuando fue presentado en su partido ante mas de 65.000 personas que asistieron al estadio.

El partido contó con muchos invitados relacionados el mundo River, como es habitual en las despedidas que ha organizado el club, que comenzó con el máximo emblema e ídolo que en Ángel Amadeo Labruna en 1957, en 1987 fue turno de Norberto “Beto” Alonso, Enzo Francescoli tuvo el suyo en 1999, Ariel Ortega en 2013, Fernando Cavenaghi en 2017, Rodrigo Mora en 2019 y por último Leonardo Ponzio.

Entre los invitados estuvieron “Beto” Alonso, que dio el puntapié inicial al encuentro, también ídolos como Enzo Francescoli, Ariel Ortega, Marcelo Gallardo, Fernando Cavenaghi,  Andrés D’Alessandro, Leonardo Astrada, Hernan Díaz, Lucas Pratto, Ignacio Fernández, Ignacio Scocco, Martín Aguirre, entre muchos otros. Por fuera de River, estuvieron los hermanos Diego y Gabriel Milito y también Maximiliano Rodriguez

No sólo personalidades relacionadas al fútbol, sino que también de otras disciplinas, como el tenis con Guillermo Coria y David Navaldian, del mundo de los caballos jugando polo con Nicolás Pieres, Gonzalo Pieres, Facundo Pieres e Hilario Ulloa. Dos fierreros como Facundo Ardusso y José Ciantini. Ya por fuera del mundo del deporte, estuvo presente el actor Pedro Alfonso.

En cuanto al partido, el show estuvo dirigido por el ex árbitro Pablo Lunati, muy relacionado con River, siendo confeso fanatico del club. Las risas no faltaron, los goles tampoco, como el de Enzo Francescoli que hizo delirar a todo el estadio, apilando rivales y dejándolos en el camino para después definir frente al arquero, demostrando que la calidad la tiene intacta y que aun no la perdió a sus 60 años y a casi 30 años de su retiro.

Ademas, otra situación que hizo delirar a los hinchas, fue el cambio de Augusto Batalla, compañero de Ponzio en su estadía por River y que estuvo defendiendo los tres palos, por mas ni menos que Enzo Pérez, quien ya se puso los guantes en aquel recordado partido por Copa Libertadores donde el equipo de Marcelo Gallardo salió a jugar frente a Independiente Santa Fe sin arquero y es por eso que Pérez fue a defender la portería.

Para completar, Lunati pitó un penal en contra del equipo Ponzio y Enzo Pérez fue a patearlo, el “Leon” no se quedo atrás y decidió ponerse los guantes para contener ese penal y que la fiesta sea total. Atajó un penal y convirtió un gol desde esa vía, despedida ideal para el capitán.  

Para cerrar su partido homenaje, Soledad Pastorutti ingreso junto a Paula, su hija, para recitarle un tema dedicado a él y también un video donde hablaban sus seres queridos. Luego de todo eso, tomó el micrófono y dio sus últimas palabras a los hinchas junto a su hija, quien también estaba muy emocionada,  “Más que soñado lo de hoy, ojalá me vuelva a pasar, es inexplicable. Gracias a todos. Ahora estoy en deuda con ustedes. El cariño que he recibido hoy es grandísimo. Gracias por hacerme vivir una noche mágica y única. Gracias”.

 

La carrera de Ponzio

El “León” nació en Las Rosales, un pueblo de Santa Fe, donde hizo sus primeros pasos en el club Club Atlético Williams Kemmis realizando las inferiores, hasta que pasó a Newell´s y fue ahi donde dio su debut en primera división, a los 18 años el 17 de junio del 2000 frente a Ferro por la fecha 19 del torneo Clausura. En la “Lepra” estuvo tres años, disputando 90 partidos, marcando 9 goles y brindando 6 asistencias.

De Rosario pasó al fútbol Europeo, para jugar en el Real Zaragoza de España, estando allí hasta el año 2006, cuando dio su primer pasó por River, que solo fue un año, para después volver a Zaragoza en 2009 y quedándose en el conjunto español hasta el año 2012. En total, disputó 246 partidos, anotó 11 goles y brindó 9 asistencias y se adjudicó 2 títulos, la Copa del Rey del 2004 ganandole en la final al Real Madrid y de la Supercopa de España, venciendo al Valencia.

Si bien tuvo un gran pasó por el fútbol europeo y es recordado en España, su pasó por River se llevó todas las luces y ahí fue donde se convirtió en ídolo, referente y emblema. Tuvo dos ciclos en el “Millonario” el primero entre 2007 y 2008 con una buena actuación por parte del volante que le valió disputar 71 encuentros, marcar dos goles y ser campeón del torneo Clausura del 2008.

A finales del 2008 decidió volver a España y en 2012, cuando River no atravesaba por su mejor momento, estando en segunda división, volvió para convertirse en lo que es hoy. En ese momento era un jugador respetado y con un buen recuerdo de su pasó anterior, pero lejos de ser alguien a la altura de Fernando Cavenaghi y de Alejandro Domínguez que volvieron al club teniendo un gran pergamino en River.

De ahí en mas se sostenía durante 10 años, logrando el ascenso, en la vuelta a primera tuvo momentos malos que lo hizo ser relegado, ser suplente y hasta ni ser considerado, les llego ofertas, pero siguió en River peleando por su oportunidad y le llego de la mano de Gallardo, que cuando fue presentado como entrenador, le dijo a Ponzio que queria que sea su referente y asi lo fue.

En los 14 títulos que Gallardo logró como DT, fue clave en todos, en su gran mayoria aportando la cinta de capitán y siendo un líder dentro y fuera de las canchas, el ejemplo para los mas grandes y los mas chicos. Capitán en la final de la Copa Libertadores del 2018 frente a Boca en Madrid, la obtencion mas recordada por todo el mundo riverplatense.

Sus 12 años en total defendiendo la banda cruzada, le valió para ser el máximo ganador con 17 títulos (10 nacionales y 7 internacionales) dejando atrás a Ángel Labruna que ostentaba 16 conquistas. También jugó 358 encuentros, marcando 11 goles y brindando 17 asistencias. 

Por último, también tuvo un breve lapso por la selección Argentina, jugando solamente 8 partidos con la absoluta desde el año 2003 cuando debutó hasta el 2013 que disputó su último partido. Pero en las selecciones juveniles tiene mas trayectoria, participó de las juveniles del sub 17 y sub 20 con un total de 10 partidos y marcando un gol, ademas de obtener el Mundial Sub-20 del 2001 con Ponzio como una de las figuras.

Fin para la carrera de un futbolista que se ganó el respeto por parte de los demás clubes, en especial Boca, donde estuvo cerca de ir durante la presidencia de Mauricio Macri.