• 14:51
  • lunes, 18 de octubre de 2021

PARITARIAS

La reunión que no fue y paro por tiempo indeterminado

Una nueva reunión de la Mesa de Relaciones Laborales, tuvo lugar ayer en la Escuela de Actividades Culturales. Lejos de un entendimiento entre las partes que comience a perfilar una solución al conflicto, quedó como saldo un paro por tiempo indeterminado.
20210921_102932
20210921_102932
La reunión que no fue y paro por tiempo indeterminado

Como estaba previsto, a las 09:00 de la mañana de ayer se presentaron en la Escuela de Actividades Culturales funcionarios del Gobierno y representantes de los trabajadores municipales. El pedido por parte de los sindicatos de que el intendente Víctor Aiola participará de las negociaciones, quedó nuevamente trunco, al igual que las posibilidades de un acuerdo que cada vez parece mas lejano. Tras el fracaso de la reunión, en la que ni siquiera se alcanzó a escuchar una oferta, los trabajadores se dirigieron en forma de protesta a las puertas del Palacio Municipal y, horas más tarde, acamparon frente al Corralón.

La última oferta del Ejecutivo había sido realizada el 14 de septiembre, y estaba formulada por un bono de 3000 pesos a pagar en septiembre , un incremento del 2,5% al básico en octubre, un segundo bono de 3000 a cobrar en noviembre, y un aumento del 2,5% al básico en diciembre, propuesta que había sido rechazada  por insuficiente en aquel momento. 

 

“Una reunión que dejó poco para decir”

Al respecto de este nuevo desencuentro paritario, se expresó Horacio Calarco, quien señaló que en realidad había muy poco que decir de la reunión. En realidad ellos (el gobierno) lo que hacen es negar, ningunear, acusarnos a nosotros que somos los responsables y culpables. Cuando le preguntamos qué tienen que decir de ATE y su responsabilidad frente a este conflicto, te contestan “me reservo lo que yo pienso”. No se puede hablar así, se reservan porque no tienen respuesta”, disparó. 

 

Siguen esperando al intendente

Respecto a una nueva ausencia del Intendente en la paritaria, el sindicalista dijo “el intendente no apareció. Yo lo había dicho públicamente, si no entra el intendente vamos a ver si entramos. Ingresamos igual, estuvimos casi una hora, pero de números nada. Yo en un momento dije bueno, vamos a hacer el acta, ¿que vamos a estar una hora? Lo que pasa es que así son ellos, niegan, quieren esta dilatación, porque ellos saben que así agotan a los trabajadores y los ponen en contra nuestro. Si los trabajadores se ponen en contra nuestro van a perder los trabajadores”, remarcó. 

 

Varias propuestas; todas rechazadas

“Les trajimos centenares de propuestas, ciento cincuenta, nunca nos contestaron, tres nos contestaron. ¿Qué vamos a seguir? por un uno por ciento? ¿Qué son 1 o 2 por ciento? Son 200 pesos. No, están muy equivocados”, continuó Calarco en su argumentación. “Nosotros pedíamos el 20%, mínimo, como adicional, para recuperar lo que perdimos, no solamente el año con la inflación de Macri , sino con la inflación de este Gobierno también”, agregó el secretario gremial. Finalmente, se planteó un interrogante de cara al futuro paritario manifestando “¿qué más podemos hacer nosotros como representantes gremiales? Si no quedamos nada, no se firmó nada, y no nos ofrecieron nada. Ahora van a salir a decir mentiras, como siempre hacen”, remató .

 

La versión municipal: “Fue una reuniòn que no fue”

De acuerdo a una fuente ligada a representantes del Municipio, “los sindicalistas llegaron a la reunión y en vez de entrar, demoraron el ingreso porque exigían que estuviera Aiola. Una vez adentro, se comenzó hablando de temas que no tenían no tenían relación con la paritaria”. Luego, según la misma fuente del Gobierno, hubo una situación de tensión entre dos dirigentes de una misma organización gremial y eso derivó en que se levantara la reunión intempestivamente, sin que el Municipio alcanzará a hacer efectiva una propuesta. “Fue la reunión que no fue”, dijo un  funcionario y lamento que no se reconozca que la propuesta del municipio está en línea con los acuerdos alcanzados entre el gobierno provincial y los sindicatos.