01:31 h. Viernes, 22 de Septiembre de 2017

Cuatro Palabras

PUBLICACIÓN PEDIDA

Carta abierta al Dr. Aiola

cuatropalabras.com.ar  |  09 de Septiembre de 2017 (19:06 h.)
Más acciones:

Cuando leí/escuché las declaraciones del Dr. Aiola, Intendente Municipal de mi ciudad, sentí profunda tristeza, y gran indignación. Tristeza provocada por la decepción que me produjo la persona a la que voté en el 2015, contribuyendo con mi voto a su elección para Intendente Municipal de Chacabuco. Tristeza porque la persona que creí íntegra, honesta, educada, de carácter templado, que venía a imprimir calidad institucional a la gestión municipal, me defraudó, y tristeza porque su imagen se desdibuja día tras día, como consecuencia de su intolerancia y de su actitud cuasi-fascista (creen que siempre tienen la razón).

Indignación me produce que, aprovechando el poder mediático que le da su cargo, descalifica en forma artera a algunos de sus con-ciudadanos llamándolos “impresentables que siempre buscan la paja en el ojo ajeno”, solo por disentir con el obrar de algunos de sus funcionarios, o
con sus ideas.

Indignación me produce que vocifere “mientras se llevaron todo en Chacabuco nadie dijo nunca nada y nos dejaron la ciudad que nos dejaron”, sin aclarar ni denunciar a que personas se refiere, y que hechos invoca, arrojando un manto de dudas acerca de la honorabilidad de las personas que se atrevan a cuestionar sus acciones.
Indignación me produce que intente intimidarme con su actitud patotera y machista invitándome a pasar por la Fiscalía cuando dice “puede pasar el Sr. Admiraal y todos los que quieran (por la Fiscalía) que los vamos a estar esperando”.

Dr. Aiola, si me permite, quiero expresarle que Ud., “debe esperar y atender a todos los que quieran” en su despacho del Municipio, y no en la Fiscalía como invita. Por la Fiscalía debería pasar Ud., denunciando y solicitando “se investiguen” las supuestas irregularidades cometidas por algunos funcionarios durante su gestión, y que su testarudez le impide reconocer. Para su conocimiento quiero recordarle que el Ministerio Público Fiscal es un órgano independiente incluso del Poder Judicial, tal lo reconocido por la Reforma Constitucional de 1.994, que estableció su autonomía.


Tristeza me produce que, el Hombre votado por CAMBIEMOS, se transformó en un hombrecito vulgar, “lo atrapó el ENANO FASCISTA”, no puede dominar su ira, maltrata a sus conciudadanos, y con extrema soberbia, sostiene “que de ninguna manera tiene que estar dando explicaciones”. ¡Cómo si fuera el dueño de la Municipalidad!, y no un inquilino temporario y rentado al servicio de los ciudadanos de Chacabuco.Estas reacciones extemporáneas del Dr. Aiola, me llevan a preguntarme: ¿será que ya sufre el síndrome de Hubris? (la enfermedad de los que creen saberlo todo, también llamada “enfermedad del ego”, donde se nota “una propensión narcisista a ver su mundo como un escenario donde ejercitar su poder y buscar la gloria”).

Tristeza me produce que el Sr. Intendente Municipal me descalifique, sin conocerme, sin haber cruzado jamás una sola palabra, …. por el solo hecho de pensar diferente.
Dr. Aiola, por favor…… ¡CAMBIEMOS!


Atte. Ing. Civil Martín Admiraal.