15:36 h. Martes, 16 de julio de 2019

“El vecino tiene que cuidar el trabajo de los empleados municipales” 

Las casi mil doscientas bocas de tormenta que hay en la ciudad, ayer volvieron a ser parte de las recorridas del intendente Aiola. El Jefe Comunal junto a su secretario de Servicios públicos Mario Ferraresi recorrieron las zonas donde se realizan trabajos de limpieza. 

BREVES MUNICIPALES ​  |  21 de marzo de 2019 (10:33 h.)
Más acciones:

El encargado del Área de Mantenimiento de desagües y sumideros, Ricardo Narváez, comentó que “los días en los que otras urgencias no apremian, el área de Servicios Públicos puede dedicarse a las tareas de mantenimiento, hacía 45 días que no visitabamos las avenidas Solís y Lamadrid”. 

Por su parte el intendente Municipal dijo, que si bien se trataba de una cuestión que parece menor, “es una tarea fundamental porque mientras no llueve nadie le da importancia, pero cuando llueve todos le prestamos mucha atención, para no inundarnos”. 

Aiola además aprovechó para justificar el relato que a diario se realiza sobre los actos de gobierno: “Mostramos el trabajo porque las bocas de tormenta necesitan de una cuadrilla especializada, con gente preparada, es un trabajo difícil, se trabaja en condiciones de humedad y espacios reducidos, y lo que queremos al mostrarlo es concientizar al vecino, porque cada cosa que tira en la calle obstruye las bocas de tormenta y cuando llueve, el agua no drena como tendría que drenar, queremos que el vecino cuide el trabajo que hacen los empleados municipales”. 

“Si queremos tener una ciudad limpia tenemos que dejar de ensuciar, no alcanza con hacer obras hidráulicas, si las bocas de tormenta no tienen la limpieza adecuada, el agua no llega a las grandes tuberías”, finalizó.