20:28 h. Lunes, 20 de Mayo de 2019

“Somos un pueblo modelo para experimentar con transgénicos y agrotóxicos”

Hace algunos días, la Corte Suprema de Justicia ratificó que el agua de tres barrios de Pergamino contiene al menos dieciocho agrotóxicos y, por lo tanto, pone en riesgo la salud humana. Entre otras cosas, el juez prohibió fumigar a menos de 600 metros de las casas. Con este antecedente, en Rojas también mandarán a analizar el agua y Junín se ha puesto alerta respecto al impacto de los estragos que pueden ocasionar en la salud los fertilizantes y pesticidas. Al respecto, Cuatro Palabras habló con el reconocido activista y agroecologista Santiago Muhape, que está en contacto con las madres de Pueblos Fumigados y la Asamblea de Vecinos de ese lugar y explicó, entre otras cosas, cuál es la situación en la ciudad de Chacabuco. 

ENTREVISTA A SANTIAGO MUHAPE ​  |  26 de Abril de 2019 (10:01 h.)
Más acciones:

¿Cómo recibiste el fallo de la ciudad de Pergamino de hace algunos días?

Lo vengo siguiendo porque estoy en contacto con uno de los abogados que hacía las investigaciones allá, así que estábamos a la expectativa de lo que decidiera el juzgado. Es un fallo importantísimo, pero también pone en evidencia la situación en la que nos encontramos respecto a nuestro ecosistema, con la diferencia de que acá no pasa nada. Ya hubo repercusiones en Junín, que está tomando medidas sobre el caso, y estamos a cincuenta kilómetros. Lo que me inquieta es que estamos en una realidad en la que hay fallos en todas partes, y experiencias agroecológicas en la zona, pero Chacabuco siempre queda en un hueco donde no pasa absolutamente nada. Me preocupa que tenemos un intendente que es médico pediatra, y que no esté al tanto de lo que pasa con los agrotóxicos y el efecto en la salud humana, en la niñez y en cómo afecta a los embriones de las mujeres embarazadas. 

La sensación es que en las ciudades vecinas lo que ha hecho lograr este tipo de fallos es la organización, y en Chacabuco, si bien empiezan a visibilizarse algunas actividades, cuesta la concientización

Es importante el tema de la contaminación, pero más preocupante es la actitud de la gente, porque están pasando cosas gravísimas. En Chacabuco somos “pueblo modelo” para la experimentación con transgénicos y agrotóxicos como no existe en el planeta. No sé si la gente entiende la magnitud de lo que está pasando. Las corporaciones hacen experimentos con semillas y pesticidas que no están aprobados en ninguna otra parte del mundo. Europa los expulsó por protección a la gente, entonces lo vienen a hacer acá, en el corazón de la república de los transgénicos y en donde los gobiernos como el que tenemos ahora no se ponen a la cabeza del medio ambiente sino que son los que traen a esas empresas. Acá en Chacabuco el encargado de Medio Ambiente es promotor de tecnologías que promueve AAPRESID, con sus convenios y como vocero de MONSANTO y Bayer. 

En febrero de 2017 todo el bloque de concejales de Cambiemos en el día contra el cáncer infantil aprobaron la ordenanza de buenas prácticas agronómicas. Esto permite que sustancias como el glifosato sean fumigadas en el borde de las escuelas. Esto hace que la fumigación en esos ambientes sea legal, y no tengas lugar a hacer reclamos porque esa ordenanza lo permite. 

Si nosotros estamos contaminados esto tiene nombre y apellido, como por ejemplo Pablo Atencio, que es el responsable de Medio Ambiente, del Secretario de Producción Ariel Di Piero, que son los que aprueban un modelo productivo y que tendrían que velar por la salud de todos los vecinos de la localidad y no lo hacen. 

¿Creés que los fallos contra MONSANTO y Bayer en la corte estadounidense tuvieron incidencia en los casos de Pergamino?

Sí, claro, porque ya empiezan a actuar con antecedentes legales. Los abogados de todo el mundo están con la intención de esos fallos, los están usando por todas partes. Modifica totalmente la visión del juez. 

¿Hay estudios que determinen la presencia de estos agroquímicos en el agua en Chacabuco?

La mayor cantidad de pozos de agua los tienen empresas como Don Mario y Bayer, y muchos de esos pozos están en campos donde no tienen la protección debida. Son pozos que pueden fritar hacia las napas todos los químicos que ellos tiran deliberadamente. Ojalá tuviéramos estudios confiables, independientes, para saber qué estamos tomando, yo si se hiciera ahora no tendría confianza. Sería una responsabilidad muy destacable para un Intendente que es médico pediatra. 

¿Cuáles son las posibilidades reales de plantarse frente a este sistema productivo que nos envenena?

Solamente la toma de conciencia de las personas de Chacabuco, que vive y se muere por la contaminación. Nuestra economía está plenamente afectada por la industria agrícola que está ligada plenamente a los agrotóxicos. Hay muchos intereses en juego y no se están poniendo sobre la mesa alternativas productivas agroecológicas que nos hagan ganar lo mismo o más, proyectando otra ciudad, no está en la plataforma real de los candidatos, esto tiene que ser una política de Estado. Falta eso, un representante que se la juegue por la gente de su pueblo y que no tenga un discurso tibio, preocupado por ver si toca a la gente del campo.