23:01 h. Jueves, 14 de noviembre de 2019

La Mass Media criolla y la perspectiva de género 

NUEVAS MASCULINIDADES (*)Escribe Claudio Nuñez  |  21 de octubre de 2019 (13:15 h.)
Más acciones:

Cuando Martina Dentella me propuso escribir esta columna me encantó la idea pero también me generó un gran problema: ¿de qué manera un tipo de 51 años con varios de periodista puede abordar el tema de género sin pifiarla? Por lo pronto voy a la segura, escribiré de comunicación que es de lo que sé. Si la pifio, o no, lo veremos al final. 

Para empezar les cuento que MASS MEDIA son los medios de comunicación de masas. O sea los que vuelcan sus producciones, contenidos u opiniones editoriales a muchísima gente. Libros, cine, internet, redes sociales, tv, radio, diarios, revistas, todos ellos y más forman esa MASS MEDIA. Hoy en esta columna me voy a referir a alguno de ellos. Un guiño para el lector antes de entrarle al tema, ¿se dan cuenta ahora, quienes no lo sabían, por qué la radio se llama 94.3 Mass Radio? 

En periodismo es fundamental para iniciar un tema, empezar con una pregunta. Entonces el intríngulis de esta columna será: ¿en Argentina los diarios de papel o digitales, las radio AM Y FM y la televisión abierta o canales de cable de noticias adaptaron sus contenidos y líneas editoriales en cuestiones de género? Mi respuesta no es contundente pero es más NO que SÍ. Y voy a intentar fundamentarlo.

La mayoría del NO son los medios tradicionales. Estos son los diarios papel, las radios AM y los llamados canales de TV abierta. En definitiva lo que consume el gran público. No creo particularmente que estos medios se estén actualizando a la época, es más creo fuertemente que ni les interesa y más adelante voy a explicar brevemente por qué. 

La parte del SÍ son los medios digitales o radios FM. Estos son consumidos por un público más joven. En este caso el SÍ no es contundente pero lo están intentando. Algo es algo y por algo se empieza. 

Vale aclarar que dejo para otro capítulo redes sociales, influencers, YouTubers y todas esas yerbas. Al señor de 51 años por ahora no le da el Piné para meterse en esas cosas.

Volviendo al tema, voy a explicar porqué creo que a los medios no les importa adaptarse a la época. Simple, poso los ojos en los principales diarios de papel (Clarín, La Nación, Perfil, Ámbito financiero, el Cronista, etc.) y veo que todos los editorialistas son hombres. El editorialista en un medio gráfico es fundamental porque es el que baja línea. Entonces ¿no saben escribir las mujeres periodistas o no conviene que lo hagan?. 

¿Qué pasa con las AM? En radio lo más fuerte de la programación es lo que se denomina “primera y segunda mañana”. La primera mañana va de 6:00 a 9:00 y la segunda de 9:00 a 12:00. Pongo la oreja ahí y en casi todas las radios potentes esos segmentos son encabezados por hombres, obvio siempre acompañados de una mujer de voz aterciopelada que dice la hora, datos del tiempo y cómo comunicarse con la radio. O sea la bajada editorial, preguntas y opinión los manejamos los tipos.

La tele es otra fauna. En los canales abiertos (América, Televisión Pública, TELEFÉ, 9 y 13) la gran mayoría de los programas son conducidos por hombres. Aquí se me cruzan Pamela, Moria, Mirtha y Susana en sus programas pero no sé cuanto favor le hacen a la causa, así que sigo adelante. En cuanto a los noticieros de esos canales se da la lógica hombre / mujer (esto es de libro) pero la voz principal es del hombre y algo parecido pasa en cable.

En web periodísticas digitales las cosas cambian. Ahí no hay muchos editorialistas y cuando los hay generalmente son los que se publicaron en las ediciones papel que, como afirmé párrafos anteriores, son hombres. En estos medios hay cronistas escribiendo sobre distintos temas y ahí sí las chicas tienen mucho lugar.

En FM la cosa con respecto a las AM es muy distinta. Aparecen mujeres conduciendo programas (y muy bien, dicho sea de paso) y hasta podría decir que la paridad de hombres y mujeres en distintos programas se aplica y bien. Además la temática está latente y se nota.

Como notarán es una columna con puntos buenos y malos, pero lo negativo supera ampliamente a lo positivo. Al gran público no le llega contenido adaptado a esta maravillosa época histórica que se vive. En un mundo manejado por hombres las viejas estructuras son reticentes a modificaciones que pongan en peligro sus negocios y hábitos de poder. Seguramente cuanto más crezca la oleada que vino para quedarse en esos medios, a los que el tema parece importarle un pito, van a tener que aggiornarse. Ojalá suceda más rápido que tarde. La causa merece celeridad. 

(*) Periodista / Director Mass Radio