19:15 h. Domingo, 18 de agosto de 2019

Importancia Cero

OPINIÓN

Por Gustavo Porfiri

cuatropalabras.com.ar  |  11 de junio de 2019 (15:39 h.)
Más acciones:

Varias veces en este espacio se ha puesto de relieve una de las promesas de campaña más fuertes que vociferaba el líder del macri-lismo cuando aún era aspirante a la Casa Rosada: “Les propongo una Argentina con pobreza cero”. También, en la web oficial de Cambiemos se puede leer: “La POBREZA CERO es nuestro horizonte, la meta que da sentido a nuestras acciones y nos indica el rumbo, y el índice por el cual el Presidente pide y acepta que se juzgue el éxito de su gestión”.(1)

Bien, a tres años y medio exactos de que el gobierno CEO-radical se hiciera cargo de la administración del Estado nacional, el último informe del Barómetro de Deuda Social de la Infancia de la Universidad Católica Argentina, dice que más de la mitad de los niños y adolescentes argentinos son pobres y registra el nivel más alto en una década. Solo por esto, “el mejor equipo de los últimos cincuenta años” y su director técnico debieran darse por derrotados “por goleada” ante la pobreza y retirarse de la cancha rápidamente, antes de que las cifras sigan aumentando. Claro que también podrían mover el banco de suplentes, cambiar la estrategia de juego, en fin, “hacer algo”, como le reclamara aquel obrero a Mauricio Macri durante una recorrida en Parque Patricios, en el mes de febrero pasado.

El camino es otro

Pero no, el líder de la derecha criolla sigue insistiendo en que “es por acá”. Entonces, si de acuerdo al informe antes mencionado, en términos monetarios la pobreza creció al 51,7%, un 29,3% de los chicos tuvieron déficit en sus comidas y un 13% pasó hambre durante 2018, y el primer mandatario reafirma el rumbo hay dos problemas: o es absolutamente incapaz para dimensionar y solucionar el tema de la pobreza o ésta no le importa absolutamente nada. Cualquiera de las variantes es muy grave. Este escriba se queda con la segunda opción, de ahí el título de la nota, claro está.

"Las crisis socioeconómicas como la actual pegan con especial dureza en las infancias. El efecto que tiene sobre el ejercicio de derechos básicos como el alimentario no es el mismo que en otros períodos de la vida", advierte Ianina Tuñon, Investigadora Responsable del Barómetro de la Deuda Social de la Infancia. No les importa.

Más números

Ya se sabe que las cifras cansan un poco, pero son las únicas que nos pueden dar la dimensión exacta de lo que está pasando. Según datos oficiales (del Indec) en marzo de este año, para no ser pobre, un hogar necesitaba ingresos mensuales de $ 28.751. El ingreso total familiar promedio del hogar pobre se estima que se ubicó en $ 17.567. De este modo, cada hogar tuvo una insuficiencia de ingresos de $ 11.184 para cubrir los gastos correspondientes a la canasta de pobreza cada mes o $ 134.208 para que cubrir la misma canasta de pobreza durante todo el año.

En el segundo semestre de 2018, existían 2.142.945 hogares pobres en los 31 aglomerados urbanos que son relevados por el Indec. Si se extiende esa cantidad de hogares al resto del país (es decir, a las áreas no relevadas por el organismo), el total de hogares pobres alcanzaría a 3.401.500, es decir unas 14 millones de personas que están debajo de la línea de pobreza en todo el territorio nacional. No les importa.

El aumento de la pobreza se equipara con la mala alimentación. Así en 2018 un 29,3% sufrió algún déficit de alimentación mostrando una fuerte suba de la medición anterior donde se ubicaba en 21,7%. En tanto, un 13% registró el nivel más elevado de carencia, es decir pasaron hambre. Además se detectó que de ese universo de niños un 35% asiste a comedores escolares. No les importa.

Un paisito para pocos

La prueba mayor de que les importa cero solucionar el flagelo de la pobreza está en las medidas “parches” que recientemente -y con un único objetivo electoral- acaba de tomar el Gobierno. Ahora 12 con “la tasa de interés más baja del mercado” (la friolera del 20%); préstamos a jubilados y titulares de asignaciones a través de la Anses que se toman para pagar servicios; los Precios Esenciales(que no terminan de aparecer); subsidios para la venta de autos 0KM; la postergación de incrementos de tarifas de electricidad, gas y transporte y el adelantamiento de los aumentos de la Asignación Universal por Hijo y del salario mínimo son algunos de los manotazos de campaña que -pasadas las elecciones y ante una reelección de Macri- se habrán de evaporar rápidamente y entonces sí, “agarrate Catalina”.

Si realmente les importara el objetivo de bajar la pobreza, aunque no fuese a cero, no habrían implementado ni una sola de las políticas que llevaron adelante. Empezando por enterrarnos en una deuda astronómica e impagable con el Fondo Monetario Internacional.

Pero no les importa. La pobreza puede seguir aumentando, esa no es una variable que le preocupe a estos gobernantes que sufrimos. Para certificar definitivamente que es así, hay que recordar las palabras de Macri anunciando la exportación de gas natural a Chile por gasoducto: "por primera vez en la historia exportamos gas licuado". Este excedente exportable se produce por la caída en la demanda. En el acumulado, al mes de marzo de este año, el consumo de este combustible se retrajo 6,3%: el peor registro desde 2001, año con un desplome del 6,9%, según Federico Bernal, director del OETEC.

Ahí, en esa frase, está condensada la visión de país que tiene Cambiemos (desde su líder máximo hasta el último sostenedor distrital): más pobreza, menos consumo, más saldo exportable de lo que sea. Un país para diez millones de habitantes.

(1)https://cambiemos.com/ejes/pobreza-cero/