13:21 h. Viernes, 22 de Marzo de 2019

Cuatro Palabras

“Hacemos lo que corresponde” 

Como parte del “Programa Nacional de Compactación”, ayer se llevó a cabo en nuestra ciudad un procedimiento de reducción y aplastamiento de dieciséis automóviles y trescientas veinticuatro motocicletas. Los rodados estaban depositados en la playa de camiones del acceso Elguea Román como parte de los operativos que realiza la Dirección de Tránsito. De las actuaciones, que luego son giradas al Juzgado de Faltas Municipal, se ordenan las compactaciones como destino final. Por eso, ayer, el intendente Víctor Aiola se refirió a este procedimiento diciendo: “la decisión de compactar es el resultado de la falta de responsabilidad de los vecinos”.

TRÁNSITO ​  |  26 de Febrero de 2019 (09:49 h.)
Más acciones:

Víctor Aiola presenció el segundo procedimiento de compactación de dieciséis automóviles y trescientas veinticuatro motocicletas que se realizó ayer por la mañana en la playa de camiones. El mismo fue llevado a cabo luego de la aprobación de la ordenanza de 2017 en la que el Municipio adhirió al "Programa Nacional de Compactación". 

El sistema de compactación de vehículos y motocicletas es el último eslabón del sistema de control de tránsito cuyo poder de policía corresponde al municipio. Es una larga discusión el problema del depósito y guarda de todo los rodados que se secuestran por carecer de la documentación correspondiente. Las actuaciones que lleva adelante la Policía de Tránsito luego se tramitan en el Juzgado de Faltas Municipal, quien termina ordenando la devolución, o no, de lo secuestrado según las normas que rigen en la materia. Con el paso del tiempo la acumulacion de fierros desborda los predios que el Estado puede disponer tal como exige la legislación. Por eso se llega a la etapa de compactación que es una de las formas a través de la cual se descomprime parte de la problemática. Ayer, el intendente Víctor Aiola presenció alguno de los momentos donde la máquina montada sobre un camión realizaba los trabajos correspondientes. Allí el Jefe Comunal señaló: “Para nosotros compactar es algo necesario porque los depósitos se ven atiborrados de estas motos que son el resultado de la falta de responsabilidad del vecino, antes se consideraba que no servía políticamente realizar este procedimiento porque restaba votos, nosotros consideramos que tenemos que hacer lo que debemos hacer”. Por otra parte Aiola agrego: “El fin de la compactación no es recaudatorio, a nosotros nos interesa tener una ciudad ordenada desde el punto de vista del tránsito y que la gente tome conciencia de que en estas cuestiones la responsabilidad es de todos y que hay un Estado presente”.