• 22:11
  • viernes, 10 de julio de 2020

Despidos por errónea liquidación de salarios

El funcionario responsable de la liquidación de haberes a docentes estatales y privados, fue removido de su cargo y puede derivar en un fuerte conflicto en una fecha clave. Se trata de Ezequiel Castillo y según las primeras versiones, el problema viene de arrastre por errores que se verificaron en los pagos de sueldos. 

Despidos por errónea liquidación de salarios

Según el portal de noticias platense La Tecla, en las últimas horas de ayer, circuló la versión sobre el despido del titular de Recursos Humanos de la Dirección Provincial de Educación, Ezequiel Castillo. De su órbita depende la liquidación de los haberes de todo el personal docente, tanto público como privado, cosa que al parecer no se venía realizando de manera correcta, aunque también se mezclaría con disputas políticas internas de alto voltaje.

Todo se habría iniciado cuando se decidió unificar los sistemas de liquidación de haberes de la cartera que conduce Agustina Vila, ya que hasta el cambio de gobierno había un sistema de liquidación para el pago de docentes estatales, que se hacía a través del área de RRHH; y otro por medio de la Dirección de Educación de Gestión Privada (DIGEP). 

Esta medida generó innumerables problemas. Muchos sueldos no fueron abonados en tiempo y forma; algunos cobraron más, otros menos; y las ayudas financieras a distintos establecimientos directamente no llegaron.

“Desmantelaron la DIGEP, que tenía un sistema más chico, y ahora no tienen idea de lo que están pagando. Ni siquiera pagaron las altas de marzo todavía”, aseguraron a La Tecla desde el área educativa. En medio de la pandemia el problema se agravó porque, advierten, no hay lugar para reclamar, ya que las sedes regionales del Ministerio tienen las puertas cerradas.

Tras confirmarse la salida de Castillo, las autoridades educativas nombraron a Mariano Di Santo en el cargo, apostando a que el cambio de funcionario pueda ser la solución del problema, justamente a pocas horas de que los docentes de toda la Provincia de Buenos Aires deben encontrar su dinero depositado en los cajeros.