• 03:41
  • domingo, 12 de julio de 2020

“Apelamos a la conciencia de los vecinos”

El secretario de Evaluación de Gestión, Maximiliano Felice, dialogó con Arrancamos Tarde sobre la nueva fase a la que ingresaría Chacabuco. Sobre el control en los accesos Felice explica que, para controlar la salida “la capacidad operativa del Municipio es limitada”. De todas formas asegura que sobre aquellos que viajen a zonas de riesgo y no lo manifiesten: “vamos a actuar con firmeza, el tema es tener los datos para poder tramitar la denuncia correspondiente, nosotros apelamos a que los vecinos sean conscientes”. 

“Apelamos a la conciencia de los vecinos”

“Todavía no tenemos estipulado que se va a permitir y que no, se va a trabajar con fases y no con criterios sueltos, va a ser mucho más prolijo, más previsible para aquellos que llevan adelante una labor, podrán tener un horizonte de lo que pueden hacer. Todavía no tenemos el decreto, que va a bajar a través del Boletín Oficial”, explicó el funcionario. 

 

Con respecto al rubro gastronómico y las actividades al aire libre que solicitan los vecinos y vecinas, dijo “yo creo que la fase cinco a la que estamos en condiciones de acceder por la falta de casos en los últimos 21 días, va a estar plasmado esos puntos y los rubros que por el momento no han podido trabajar y lo mismo para las actividades recreativas, hay que ver los protocolos para poder llevarlo adelante”. 

 

El funcionario aseguró que los controles a la ciudad seguirán vigentes, “más que nada teniendo en cuenta que hay zonas de riesgo a las que se viaja, y vecinos que tienen que cumplimentar la cuarentena, pero apuntamos mucho a la responsabilidad ciudadana, sabemos que hay vecinos que cuando se les pregunta no dicen la verdad de su procedencia para evitar hacer la cuarentena, y esto es una irresponsabilidad muy grande”. 

 

Consultado sobre cómo el Municipio responderá a ese tipo de casos dijo “vamos a actuar con firmeza, el tema es tener los datos para poder tramitar la denuncia correspondiente, nosotros apelamos a que los vecinos sean conscientes”. 

 

Si bien el Municipio detenta una planta de alrededor de dos mil empleados públicos, Felice asegura que, para controlar la salida de los acceso “la capacidad operativa del Municipio es limitada, porque algunas oficinas han vuelto a abrir, y el Municipio hay muchas personas con licencia por cuidado de hijos, o por ser personas de riesgo”.